Guía práctica para montar una mampara estándar de baño

Instalar una mampara de ducha es más sencillo de lo que parece, aunque para ello es importante seguir adecuadamente las instrucciones con el fin de evitar imperfecciones en el acabado de la instalación. En este artículo vamos a explicarte de manera sencilla cómo montar una mampara de ducha. Te hablamos sobre los pasos que debes seguir, ten en cuenta que independientemente de estos es importante, también, que leas el manual de instalación de mamparas de baño del producto que hayas adquirido. En él encontrarás una explicación más detallada de los aspectos más específicos de la instalación. ¡Vamos a ello!

¿Cómo montar una mampara de ducha estándar? Materiales necesarios

Para poder instalar una mampara de ducha lo primero que debes hacer es asegurarte de que cuentas con los materiales necesarios. Estos son los siguientes:

  • Tubo de silicona con boquilla.
  • Cortador de martillo.
  • Flexómetro.
  • Broca de Widia.

En los materiales necesarios se incluyen, así mismo, las piezas que vienen incluidas en el producto en cuestión. En nuestra tienda online Asealia.com puedes encontrar todo tipo de mamparas de ducha, como son las mamparas de ducha fijas y sin cierre, las mamparas frontales, las de esquina o angulares, las semicirculares y las mamparas para movilidad reducida. Todos nuestros productos vienen incluidos con las piezas necesarias para poder montarlas, así como el manual de instrucciones para la instalación. Aquí pues comprar mamparas de ducha en Asealia.

Guía básica para la instalación de mamparas de baño

Lo primero que debes saber sobre montar mampara de ducha es que la instalación se realiza sobre el plato de ducha, no a ras del suelo. De esta forma conseguirás que el acabado sea hermético y no se salga el agua fuera ni se acumule en las juntas o en los perfiles. Una vez aclarado este punto, procede con los siguientes pasos:

Revisa el producto y lee las instrucciones

Para evitar quedarte a medias o tener sorpresas mientras estás llevando a cabo la instalación de mamparas de baño asegúrate, en primer lugar, de que no te falta ninguna pieza. Para ello, revisa el producto y corrobora con el manual de instrucciones que todas las piezas están incluidas. En caso de que todo esté en orden, procede a leer las instrucciones —así tendrás una idea más clara de cómo colocar mamparas de ducha—.

Colocar el perfil lateral

El siguiente de los pasos es colocar el perfil que va pegado a la pared de manera perpendicular. Este te permitirá instalar una o varias hojas de cristal que permanecerán fijas en diferentes extremos —dependiendo del tipo de mampara, como ocurre en el caso de las mamparas de duchas esquineras o angulares, o en las mamparas cuadradas con cierre completo—. Para colocar la mampara de ducha y el perfil de la hoja fija tendrás que seguir los siguientes pasos:

  1. Colócalo sobre el filo exterior del plato de ducha, entre 0,5 y 1 cm hacia el interior (según las indicaciones específicas).
  2. Nivélalo y marca los agujeros.
  3. Taladra en el lugar indicado e introduce los tacos para fijarlo a la pared.

Coloca la hoja de cristal fija

Una vez instalado el perfil en el lateral, introduce la hoja de cristal fija con mucho cuidado. Asegúrate de que este queda apoyado sobre una base de cartón y protege bien las esquinas. Ten en cuenta que cualquier golpe o impacto que pueda sufrir esta lámina de vidrio puede hacer que estalle en mil pedazos, así que pide ayuda si lo necesitas.

Coloca el perfil horizontal

El perfil horizontal te ayudará a mantener la hoja de vidrio fija y protegida, evitando que esta se salga del perfil horizontal. Ten en cuenta que el perfil horizontal descansa sobre el vidrio fijo. Para ello, sigue estos pasos:

  1. Atorníllalo a ambos extremos de la pared con los soportes que vienen incluidos en el producto.
  2. Nivela el perfil para que tenga la misma altura en la pared que en el soporte fijo.
  3. Cubre los tornillos con los embellecedores.

Cuelga la hoja corredera

Con el perfil horizontal ya instalado, lo siguiente que hay que hacer es montar las mamparas de ducha. En el caso de un modelo estándar con hoja corredera esta suele venir con los rodamientos puestos, por lo que será fácil saber en qué cara queda cada uno de ellos —además, suele aparecer la indicación de qué lado cuenta con el tratamiento antical—. En caso negativo, lo recomendable es que introduzcas lentamente el vidrio entre los rodamientos y observes en qué dirección rueda.

Montar las piezas inferiores

Ahora, lo que tienes que hacer es poner las piezas inferiores de la mampara. El junquillo de estanqueidad es la primera de ellas. Esta nace de la parte inferior de la hoja fija y consiste en un perfil alargado y metálico que se pega al plato de la ducha en su filo exterior. La finalidad de esta pieza es hacer de tope para contener el agua y evitar que se salga fuera. El mismo se pega con cinta adhesiva y un hilo de silicona.

Lo siguiente que debes hacer es fijar las gomas de estanqueidad a las hojas de cristal. Estas pueden ser de varios tipos. Las gomas del tipo imán, para el cierre de la mampara; las gomas vierteaguas inferiores; y las gomas de ala vertical, para evitar que el agua se salga entre el hueco de ambos paneles. Debes de comprobar, así mismo, que la hoja cierra perfectamente tanto por arriba como por abajo. Ten en cuenta que en algunos casos es posible que los rodamientos necesiten regularse —normalmente cuentan con un margen para que la hoja pueda cabecear o inclinarse hacia delante o atrás con el fin de que se puedan cerrar completamente todos los puntos—.

Sellado de la mampara ducha

Es el último de los pasos para concluir con la instalación de mamparas de baño. Después de colocar la mampara de ducha lo que tendrás que hacer es utilizar silicona anti-moho resistente al paso del tiempo y a la humedad. Recuerda que solo debes sellar por la parte exterior —tanto en la parte baja (en el plato de la ducha) como en la de arriba (en los azulejos)—. De esta forma la silicona no estará en contacto constante con el agua, además, en caso de que entre por los perfiles podrá salir sin problemas, en lugar de acumularse dentro —como ocurriría si estuviera sellada por los dos lados—.

Visita nuestra tienda online de equipamiento de baño


Contamos con un amplio catálogo de equipamiento de baño para todo tipo de necesidades al mejor precio.

¡Conócenos!

Entradas relacionadas